¡Engaña al cerebro! Fabrica droga de la motivación gratis en casa

Send to Kindle

optimista“Cada hombre puede mejorar su vida mejorando su actitud”. Héctor Tassinari

Esta semana toca drogarse gratis. Cuando me preguntan que de dónde saco la energía y las ganas, suelo responder que me drogo ;-). Hoy vamos a dar unos consejos para motivarnos y sentirnos mejor GRATIS, para afrontar las dificultades con mejor ánimo, fortaleza y confianza. Ingredientes: leer lo que va a continuación y ponerlo en práctica. Obstáculos: quedarse refunfuñando, decir que todo está muy mal y no hacer nada.

Pues está chupado ser feliz y tener buen ánimo. Lo primero que tenemos que hacer es elegir alguna actividad de nuestra vida en que podamos establecer un pequeño reto. Yo, por ejemplo, me propongo pequeñas cosas, ahora me toca bajar unos kilitos de peso  ;-). Porque cuando uno está preocupado por algo, se suele obsesionar y no habla, ni mira, más que para el recuerdo de su desgracia.

Es como la señora que llega al psicólogo y le dice: Estoy siempre de mal humor, cada vez que entro en casa y veo la foto de mi ex marido, me subo por las paredes. Y el psicólogo le pregunta: ¿Ha probado a quitar la foto del hall de entrada?

Y es que una cosa es que no veamos la luz al final del túnel, y otra muy distinta, que nos empeñemos en apagar las luces que hay en el túnel. Sigue leyendo

Emprende, pero aprende

Send to Kindle

emprende

“El hombre poco claro no puede hacerse ilusiones: o se engaña a sí mismo, o trata de engañar a otros”. Stendhal

¡Tranquilos, el paro se va a terminar! Convirtiendo a todo el mundo en emprendedor. Últimamente nos están bombardeando con la necesidad de que todo el mundo sea emprendedor, en otro post reflexionábamos sobre que pedimos eso, y luego no les dotamos de medios, ni apoyo, a los que lo intentan. En éste vamos a procurar analizar las consecuencias de las actitudes de emprendedores “excesivamente motivados”.

El entusiasmo es uno de los ingredientes que debe tener todo emprendedor y empresario. Pero, ¿hay distintas clases de entusiasmo? ¿Cuándo deja de ser recomendable, para convertirse en un peligro para el proyecto? Sigue leyendo

¿Quién dice “líder” en una PYME?

Send to Kindle

bandada

“Si gritas: «¡Adelante!» debes dejar bien claro hacia dónde hay que ir. ¿No ves que, si no lo haces, y le gritas esa palabra a un monje y a un revolucionario, ambos irán en direcciones diametralmente opuestas?” CHEJOV

El liderazgo va a ser una de esas características que van a hacer que las empresas sobrevivan o no en un futuro próximo. Sin embargo, en la cultura PYME de España es una palabra que está casi prohibida. Nadie la pronuncia, nadie opina, nadie se ocupa de mejorar el liderazgo, y, sin embargo, es una de esas herramientas baratas que multiplica los resultados de las empresas.

Pues sí, es una lástima, pero, ¿quién es el guapo que dice de sí mismo que es un líder? En nuestro país eso suena a prepotente. Pero, ¿Qué te has creído, tú? ¿Líder, dices? Como mucho eres el jefe. Pero, ¿lo de líder no son unos supermercados bastante baratos? Sigue leyendo

¿Cuánto cuestan nuestros errores? Como mínimo 1.000 €

Send to Kindle

1000

“Lo peor no es cometer un error, sino tratar de justificarlo, en vez de aprovecharlo como aviso providencial de nuestra ligereza o ignorancia”. Ramón y Cajal

Hay cosas que me siguen sorprendiendo, sobre todo cuando traduzco a números mis opiniones o mis intuiciones. A veces, de la sorpresa paso al sobresalto, y, en ocasiones, llego al terror. ¿Alguna vez os habéis preguntado, libreta en mano, cuanto cuestan cada uno de los errores que cometemos? Es una auténtica pasada, preparaos a sufrir: es un cuento de terror.

Cuando estudié derecho me enseñaron los conceptos de daño emergente y de lucro cesante, que resumiendo al estilo “andar por casa” sería más o menos así:

Daño emergente: lo constituyen los daños directos causados por una acción, la pérdida sufrida. Es decir, si yo voy a una feria con mi coche y tengo un accidente, el daño emergente sería el coste de reparar el vehículo, la grúa…

El lucro cesante: por el contrario, es lo que dejo de ganar como consecuencia de ese acontecimiento. Por seguir con el ejemplo, si yo hubiera ido a la feria y hubiera conocido a alguien que me hubiera procurado un buen negocio, el hecho de tener un accidente me ha impedido obtener todos los beneficios de ese negocio. Sigue leyendo

¡Música Maestro!… y me río de la crisis

Send to Kindle

musica“La música debe hacer saltar fuego en el corazón del hombre”. Beethoven

La psicología humana tiene una componente masoca que a veces nos lleva a las fuentes de las que bebemos nuestras desgracias. Una de esas fuentes, en época de crisis, son las noticias, que nos torturan, nos aplanan, nos confirman que el presente es negro y el futuro negrísimo. Pero hay un remedio obligatorio y muy sencillo si queremos ser felices y hacer que nuestros negocios y vidas crezcan: la música.

Ves a la gente en sus coches hacia el trabajo tragando el veneno de las tertulias (me da igual la emisora). Consumimos compulsivamente opinión, y la opinión nos va consumiendo a todos por el camino. Comienza tragándose nuestro optimismo, de segundo plato se zampa nuestra fortaleza con la guarnición de nuestra resistencia, y de postre es capaz de comerse hasta la última de las ganas de seguir tirando “palante” del negocio.

No sé dónde entrenan a los tertulianos, ni a los redactores jefes de los telediarios, pero debe ser en un sitio muy oscuro. Y se nota. Es que, si te pilla un telediario comiendo, se te corta la digestión. Menos mal que a esa hora dan los Simpsons, ¡qué diferencia, madre mía! Todo sabe mejor si te estás riendo. Sigue leyendo

Millenium 1: los hombres que no amaban a sus negocios

Send to Kindle

hombre triste“La pasión constituye todo lo humano. Sin ella, la religión, la historia, la novela, el arte, serían inútiles”. BALZAC

¿Dónde dejaste la pasión, Manolo? ¿Quién te robó la ilusión, Juan? ¿Por qué no hablas de tu negocio como si fuera una aventura irrepetible? He visto pocas herramientas tan poderosas para vender y mejorar los resultados en una empresa como la pasión, y además, es de las más baratas. ¡Sólo cuesta cambiar la actitud!

Otro de los efectos colaterales de la crisis es que la gente mira a sus empresas como si se estuvieran despidiendo de ellas, como si en otros tiempos las hubieran visto como Mónicas Bellucis de las que presumir, y ahora le hubieran salido las arrugas de golpe, tosieran como fumadores de Ducados, y su salud no inspirara más que lamentos y malos presagios.

Y así es imposible.

Se lo digo a los empresarios con los que trabajo y a los vendedores a los que formo. ¡Pasión, cojones! Que es gratis y se contagia. ¡Dejad de llorar por los rincones! Sigue leyendo